Pendientes del míster Ómicron

Comparte este post

Ya nos habían advertido los virólogos que el Covid-19 había venido para quedarse y que dependiendo de hasta donde llegara su espíritu transformista lo haría mostrando una cara aviesa o tranquilizadora. Lo que no nos dijeron es que, mientras decide si incrementa su letalidad o se resigna a perpetuarse como un simple resfriado, iba a profesar el intrusismo profesional y a ejercer con amplios poderes en parcelas tan distintas como la hostelería y el ocio, el comercio o el deporte. Y tanto se animó, que su retoño Ómicron se ha hecho entrenador y va a comenzar 2022 confeccionando las alineaciones en Liga y Copa del Rey. Ya pueden Manuel Pellegrini y Julen Lopetegui buscar otro trabajo.

Aunque en las últimas horas… Ver Más

Quizás te interese...

Un filón sin explotar

En agosto, Galicia se convierte en la versión termométrica de la sobada metáfora machadiana: una Galicia tirita y otra se abrasa; una abre el paraguas

A %d blogueros les gusta esto: