Citado como querellado el alcalde de Lora del Río (PP) por una denuncia de un edil de su propio grupo

Comparte este post

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número uno de Lora del Río ha citado al alcalde de dicha localidad, el popular Antonio Enamorado, para que comparezca el 26 de septiembre de este año en calidad de querellado a cuenta de la querella formulada en su contra por el concejal del PP Álvaro Aranda, despojado de competencias de gobierno por el primer edil, por un presunto delito de injurias y calumnias.

En concreto, en un auto emitido el pasado 30 de marzo y recogido por Europa Press, dicha instancia judicial da cuenta de la querella interpuesta por el edil del PP Álvaro Aranda contra el alcalde popular de Lora, por un presunto delito de injurias y calumnias, atisbando «la posible existencia de una infracción penal» en los hechos denunciados.

Dado el caso, el juzgado incoa diligencias previas en torno a la citada querella, resolviendo citar el 23 de septiembre al edil denunciante y ordenando que el alcalde preste declaración el 26 de septiembre «con instrucción de sus derechos y asistencia de letrado», en calidad de «querellado», según se precisa en el auto.

A tal efecto, recordemos que el Ayuntamiento de Lora tiene aún pendiente cubrir el acta de concejal vacante en el Grupo popular, tras la renuncia como edil de Eloy Tarno el pasado mes de febrero, después de que en abril de 2021 renunciase ya a las delegaciones de Patrimonio y Desarrollo que aún ostentaba, así como a la Portavocía del PP; al verse afectado junto a Álvaro Aranda por la remodelación acometida por el alcalde en el Gobierno local.

La mencionada remodelación del Gobierno local, recordémoslo, fue acometida por el alcalde de Lora en un contexto en el que el PP estaba inmerso en el proceso previo a su convulso congreso provincial extraordinario, en el que se enfrentaban la candidatura de Virginia Pérez a la reelección como presidenta y la candidatura alternativa del alcalde de Carmona, Juan Ávila, con el que estaba alineado el alcalde de Lora.

Congreso provincial polémico
Tras aquel congreso provincial, marcado por la tensión interna en el partido y repetidas acusaciones de la candidatura de Juan Ávila respecto a la de Virginia Pérez, quien finalmente se alzó con la victoria, Eloy Tarno avisaba de que no iba a «consentir que nada ni nadie humille, denigre, maltrate, calumnie o injurie a ninguna persona« de su entorno, »ya sea familiar o amigo«.

«No sólo no voy a consentir ataques, sino que voy a combatir con todas mis fuerzas las injusticias que entienda se hayan cometido o se puedan cometer contra cualquiera de los míos por cualquier otro, sea quien sea, que se sienta más poderoso«, avisaba.

En ese sentido, y con relación a su renuncia inicial a sus competencias, Eloy Tarno explicaba que «la confianza debe ser recíproca y es algo fundamental que tiene que ser ganada y no obligada». «Esta debe ser la base de todo aquel equipo de personas que pretenda hacer algo grande», razonaba Eloy Tarno, que finalmente renunciaba el pasado mes de febrero a su acta de concejal.

Quizás te interese...

A %d blogueros les gusta esto: