Así se vio la violenta erupción del volcán Tonga desde el espacio

Comparte este post

De un punto indeterminado de un océano azul a la vista tranquilo aparece como de la nada un gigantesco penacho de vapor, gas y cenizas. Las imágenes, capturadas por el satélite estadounidense GOES-West y el japonés Himawari-8, muestran cómo se vio desde el espacio la erupción del volcán submarino de la isla de Tonga, en el reino del mismo nombre ubicado en el Pacífico sur, que ayer provocó un maremoto en su capital, Nuku’alofa, y una advertencia de tsunami.

La explosión lanzó un penacho de hasta 20 km en el aire y alcanzó un radio de 260 km, según han informado la Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica (NOAA) de EE.UU y los Servicios Geológicos de Tonga. La ceniza llegó a Nuku’alofa, y el estrépito de la explosión se llegó a sentir en puntos tan lejanos como las islas Fiyi o Vanuatua, a cientos de kilómetros de distancia. La erupción llevó a órdenes de evacuación en las costas de Tonga, así como en varias islas del Pacífico Sur, donde las imágenes en las redes sociales mostraban olas rompiendo contra las casas costeras. Las líneas telefónicas y de internet también se vieron interrumpidas. El volcán de Tonga había mostrado actividad en diciembre, pero este evento no tiene parangón: es más de siete veces más poderoso.<blockquote class=»twitter-tweet»><p lang=»en» dir=»ltr»>The violent eruption a few hours ago of the Hunga Tonga-Hunga Haʻapai volcano captured by satellites GOES-West and Himawari-8. <a href=»https://t.co/PzV5v9apF6″>pic.twitter.com/PzV5v9apF6</a></p>&mdash; Wonder of Science (@wonderofscience) <a href=»https://twitter.com/wonderofscience/status/1482280041799385092?ref_src=twsrc%5Etfw»>January 15, 2022</a></blockquote> <script async src=»https://platform.twitter.com/widgets.js» charset=»utf-8″></script>

La isla se formó entre diciembre de 2014 y enero de 2015, cuando un volcán submarino entró en erupción de forma explosiva. Cuando todo el polvo, las rocas y las cenizas se asentaron, apareció una isla nueva entre otras dos más antiguas, con una cumbre que alcanzaba los 120 metros de altura. Fue la primera de su tipo en formarse en 53 años, así como la primera en la era de los satélites modernos. Así, los científicos han podido estudiar su nacimiento y evolución al detalle desde el espacio. Desde su formación, la isla ha entrado en erupción de forma intermitente.

Imagen de la erupción del volcán tomada por el satélite NOAA GOES-WestAl parecer, la onda de choque provocada por la erupción del sábado se notó en todo el mundo, al incidir en la presión atmosférica, un cambio que incluso fue percibido desde barómetros en España.<blockquote class=»twitter-tweet»><p lang=»es» dir=»ltr»>Pues también en Córdoba-Los Amigos la presión atmosférica ha experimentado esta curiosa oscilación debida posiblemente a la llegada de la onda de choque de la emoción volcánica en <a href=»https://twitter.com/hashtag/Tonga?src=hash&amp;ref_src=twsrc%5Etfw»>#Tonga</a> <a href=»https://t.co/BsgHvbRoda»>pic.twitter.com/BsgHvbRoda</a></p>&mdash; Kike Muñoz Iraundegi (@AtmosferaSur) <a href=»https://twitter.com/AtmosferaSur/status/1482459667448147970?ref_src=twsrc%5Etfw»>January 15, 2022</a></blockquote> <script async src=»https://platform.twitter.com/widgets.js» charset=»utf-8″></script>

Quizás te interese...

A %d blogueros les gusta esto: