Antonio Resines: «Querer morirme no sé si fue real o una alucinación»

Comparte este post

Antonio Resines
(Torrelavega, 1954) habla tan rápido que se atropella, casi como siempre solo que ahora empujado por la necesidad de decir todo lo que tuvo que callar durante los 48 días que pasó ingresado en el hospital por «una insuficiencia respiratoria aguda secundaria a neumonía bilateral». Ni con el coronavirus ni con los delirios que le provocaba la medicación el actor perdió la vocación, más bien todo lo contrario. Se enredó en una trama digna de «película de Berlanga», en la que era un doble agente, las enfermeras trabajaban para el enemigo y el final nunca cambiaba. «Siempre me mataban. Estaba en permanente estado de amenaza, pero de vez en cuando me daba la risa», reconoce.

Casi «recuperado al… Ver Más

Quizás te interese...

Generated by Feedzy
A %d blogueros les gusta esto: